Inicio Entretenimiento UN PUEBLO MEXICANO BUSCA APOYAR A SUS JÓVENES MEDIANTE LA MÚSICA

UN PUEBLO MEXICANO BUSCA APOYAR A SUS JÓVENES MEDIANTE LA MÚSICA

En el pueblo hacen frente con ingenio a un fenómeno en el que el gobierno no hace su mejor esfuerzo por combatir

COMPARTIR
CON_MUSICA

Coatecas Altas, Oaxaca.- Esta población presenta una idea original para evitar la migración infantil, tienen su Banda Filarmónica compuesta por 29 niños y adolescentes.

El proyecto forma parte de una estrategia financiada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), a través de su Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC).

Jacinta Cruz Vázquez toca el clarinete. Ingresó al fundarse la banda y desde entonces dejó el trabajo como jornalera agrícola en Sinaloa, a donde desde los 10 años de edad iba al corte de pepino, tomate y chile. Siendo niña, su labor era enredar guías de pepino y desyerbar los campos de cultivo.

Ella tiene 20 años. Es la mayor de cinco hermanos. Sólo tiene la primaria concluida porque la migración la hizo abandonar los estudios.

Su voz suena sincera cuando afirma que desearía retomar sus estudios, pero el contexto en el que vive es una terca piedra en el zapato que se lo impide. Comprar libros y uniformes es un gran reto para quienes viven al día. Pero además Jacinta tiene sobre sí la responsabilidad de cuidar a sus hermanos menores.

Erick Barrita, uno de los directores, explica que en la Banda Filarmónica ocho son niños y adolescentes directamente relacionados con el fenómeno migratorio como protagonistas, el resto tiene familiares en Estados Unidos o son jornaleros migrantes.

Antonio López Pacheco, coordinador estatal del Movimiento Lubizha, advierte que faltan políticas públicas para erradicar el trabajo y la migración infantil. “No hay un respaldo de las instituciones para que las familias encuentren alternativas de arraigo. No hay realmente una política pública para los migrantes. Hay apoyo en término de traslados, pero en término de proyectos familiares no hay esfuerzos mínimos ante una realidad de pobreza como ésta”.