Inicio Actualidad TARTA “HOMOFÓBICA” ENFRENTA A UN PASTOR RELIGIOSO Y UN SUPERMERCADO EN TEXAS

TARTA “HOMOFÓBICA” ENFRENTA A UN PASTOR RELIGIOSO Y UN SUPERMERCADO EN TEXAS

Al llegar a su casa, el pastor grabó un vídeo que posteriormente colgó en las redes sociales para demostrar que la envoltura de la tarta estaba intacta./Foto: Jordan Twitter

COMPARTIR
cake

Austin (TX).- El pastor de una congregación religiosa de la comunidad LGTBI (lesbianas, gais, transexuales y bisexuales) de Austin (Texas) demandó hoy a una cadena de supermercados por venderle una tarta con un mensaje homofóbico, algo que la empresa niega a la vez que amenaza con acciones legales.

El religioso, Jordan Brown, encargó recientemente a una sucursal de la cadena Whole Foods en Austin un pastel con el mensaje “Love Wins” (El amor triunfa), una consigna utilizada por el movimiento LGTBI en el país, tras la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo el año pasado.

TWEET DEL PASTOR

Según Brown, tras recogerlo y pasar por caja se percató de que la tarta tenía escrita una tercera palabra, el insulto homofóbico “fag” (algo así como “maricón”).

Al llegar a su casa, el pastor grabó un vídeo que posteriormente colgó en las redes sociales para demostrar que la envoltura de la tarta estaba intacta, y puso el caso en manos de un despacho de abogados especializados en casos de homofobia.

LEER MÁS: MATRIMONIO GAY DENUNCIA POSIBLE DISCRIMINACIÓN EN TRÁMITE DE INMIGRACIÓN EN HOUSTON

“Fue humillante y sentí como salían a flote un montón de recuerdos dolorosos”, afirmó Brown, fundador de la Iglesia Puertas Abiertas de Austin, cuyo vídeo desató la indignación de decenas de usuarios.

La respuesta de Whole Foods no se hizo esperar. La empresa negó que ninguno de sus empleados hubiese escrito la palabra ofensiva y aseguró, además, que el pastelero en cuestión también es homosexual.

“Nuestro empleado escribió ‘Love Wins’ tal y como lo solicitó el cliente, y así es como el pastel fue empacado y vendido en nuestro establecimiento”, señaló la cadena en un comunicado.

“Nuestros empleados no diseñan ni aceptan encargos de pasteles que incluyan mensajes o imágenes ofensivas. Whole Foods tiene una política de tolerancia cero hacia la discriminación”, agregó la empresa.

Con esta respuesta, el abogado de Brown, Austin Kaplan, interpuso una demanda contra el supermercado.

El supermercado defiende que la caja fue manipulada después de salir del establecimiento, pero Kaplan asegura que su cliente “no lo hizo”

“Creemos que las acusaciones son falsas y tenemos la intención de tomar acciones legales contra el señor Brown y su abogado”, agregó la compañía, que precisamente tiene su sede en Austin.

Junto al comunicado, Whole Foods publicó una fotografía con el mensaje “Love Wins” en la que aparecen sus empleados en Austin haciendo con las manos el símbolo del corazón.

Whole Foods es la octava cadena de supermercados del país con una facturación de 15,400 millones de dólares en 2015 y con una plantilla de 85,000 trabajadores repartidos en 435 supermercados de Estados Unidos, Reino Unido y Canadá. EFEUSA

Síganos en Facebook.com/semanahouston

En Twitter @semanahouston

Y en Instagram @semanewshouston