Inicio Salud PLANNED PARENTHOOD YA NO ACEPTARÁ PAGOS POR DONAR TEJIDO FETAL

PLANNED PARENTHOOD YA NO ACEPTARÁ PAGOS POR DONAR TEJIDO FETAL

COMPARTIR
Se_ACABO

Washington.- El grupo estadounidense de planificación familiar Planned Parenthood anunció que ya no aceptará pagos por proveer tejido de fetos abortados para propósitos de investigación, en un intento de zanjar una polémica que llevó a los republicanos a tratar de dejar sin fondos a la organización.

“Nuestra decisión es ante todo para preservar la capacidad de nuestros pacientes de donar tejidos y exponer las falsas acusaciones de nuestros oponentes acerca de este limitado pero importante trabajo”, escribió la presidenta del grupo, Cecile Richards, en una carta dirigida a los Institutos Nacionales de Salud.

LEER MÁS: PLANNED PARENTHOOD PODRÍA ENFRENTAR UNA DEMANDA CIVIL POR LA VENTA DE TEJIDOS Y ÓRGANOS DE FETOS

Richards admitió que esta decisión se produce en respuesta a las “afirmaciones falsas” aparecidas en unos vídeos sobre el “papel” de Planned Parenthood, un grupo sin ánimo de lucro, en las donaciones de tejido fetal.

Las políticas de la organización sobre donación de tejido fetal “ya superan los requisitos legales”, según Richards. “Ahora vamos más allá para eliminar cualquier base para atacar a Planned Parenthood con el objetivo de impulsar una agenda política antiaborto”, agregó.

La polémica sobre Planned Parenthood surgió con cuatro vídeos, grabados con cámara oculta y editados por un grupo antiabortista, en los que miembros de la organización hablaban sobre la venta a investigadores médicos del tejido de los fetos abortados en sus clínicas.

Los republicanos acusaron a la organización de lucrarse con la venta de tejido fetal, algo ilegal en Estados Unidos, y en agosto trataron de eliminar la porción federal de los más de 500 millones de dólares que el grupo recibe al año de fondos públicos, pero ese intento fracasó en el Senado.

Tampoco tuvieron éxito en septiembre los intentos de algunos republicanos, entre ellos el senador y aspirante presidencial Ted Cruz, de supeditar la aprobación del presupuesto del Gobierno para el nuevo año fiscal a la eliminación de los fondos para Planned Parenthood.

La ley estadounidense prohíbe desembolsar fondos del Gobierno para la interrupción de embarazos, por lo que Planned Parenthood, la organización que más abortos lleva a cabo en el país -más de 300,000 al año- no los utiliza para ese fin. EFEUSA