Inicio Actualidad LA NUEVA GENERACIÓN DE JÓVENES REPUBLICANOS

LA NUEVA GENERACIÓN DE JÓVENES REPUBLICANOS

Leticia Gutiérrez (Izqda.), originaria de México, quiere ser concejal de Houston y postulará para el 2013. José Manuel Díaz, comerciante, asegura que el Partido Republicano se asemeja más a su ideología.

COMPARTIR
republicanos

Houston.- José Manuel Díaz (30) nació en Texas de padres mexicanos. Quería ser policía pero pudo más el entusiasmo por los negocios. Hoy es un dedicado y próspero comerciante en la preparación y venta de pasteles y buñuelos mexicanos para eventos corporativos. Pero fue hace pocos años (cinco) cuando empezó a involucrarse en la política y en su búsqueda por elegir un partido decidió que el Republicano (o conocido como GOP, por Grand Old Party) se asemeja más a sus ideología.

“Creo mucho en este país y en que puede mejorar cada día y el Partido Republicano ofrece esa filosofía, de trabajar, de salir adelante como empresario, de no depender del Gobierno”, comentó Díaz.

“Sin las empresas, la mayoría de gente en nuestra comunidad no tendría trabajo”, agregó.

Según él, internarse en la política es también una forma de reclamar ciertas regulaciones que se imponen a los pequeños empresarios, como la reducción de impuestos y legislaciones que crean una atmósfera que dificulta competir en el mercado.

Aunque Díaz señala que no mantiene por ahora aspiraciones políticas, no evade la idea de postular en un futuro “si las condiciones así lo determinan”.

“Yo creo que lo más importante por ahora es apoyar a mi partido y a sus candidatos. Pero también quiero que más gente escuche qué es lo que el partido ofrece”, indicó.

Necesidad política

La que sí ha experimentado la euforia de un proceso electoral como candidata es Leticia Gutiérrez, originaria de Nuevo Repueblo, cerca a Monterrey (México). Ella postuló a una curul en el Concejo Municipal de Houston (Distrito I) el año pasado pero no tuvo mucha suerte. Asegura que le “faltó dinero” para poder efectuar una campaña más intensa y con mayores alcances.

“Antes de lanzarme como candidata no tenía una preferencia partidiaria, pero después sentí que el Partido Republicano me interesaba más porque la plataforma que tienen es igual a los valores que tenemos los hispanos”, dijo.

“Nosotros los latinos somos trabajadores, no estamos con la ‘mano extendida’ para salir adelante porque en este país, el que quiere puede y siento que el Partido Demócrata abusa de ello, de la gente trabajadora”, agregó.

Inmigración

Graduada de Negocios Internacionales de la Universidad de Saint Thomas, Gutiérrez llegó a EE.UU. a muy corta edad gracias a sus padres, quienes fueron trabajadores agrícolas en California. Es quizás esa la razón por la cual su posición frente al problema migratorio de este país no tiene que ver con el gusto por tal o cual partido político. “Estoy de acuerdo en que hay una necesidad de reforma migratoria, que los jóvenes estudiantes deben salir adelante porque no fue culpa de ellos haber venido a este país y permanecer indocumentados”, precisó.

“Tiene que haber una reforma que sea buena para todos. No sé cuál es la solución perfecta, pero de que tiene que hacerse algo, no hay duda”, dijo.

Gutiérrez está concentrada de lleno en su próxima campaña electoral y lograr para el 2013 el sueño que persigue desde hace un buen tiempo: convertirse en concejal.

Amplitud

Pero para lograrlo, Gutiérrez necesita del apoyo de su partido. Según David Zapata, director de alcance del Partido Republicano en Texas, el gran paso para hacer realidad el sueño de un candidato hispano ya se ha dado al implementarse un cargo como el suyo.

“Mi prioridad es establecer una comunicación con las comunidades hispanas del estado para mantener un diálogo permanente y explicarles cuáles son nuestras ideas conservadoras”, manifestó. “Siempre hemos oido aquella frase de que ‘los hispanos son republicanos pero no lo saben’ (del expresidente Ronald Reagan). Por ahora estamos concentrados en las poblaciones de mayor presencia latina pero el objetivo a largo plazo es acaparar todo el estado llevando nuestro mensaje”, sostuvo.

Pero el objetivo más claro, según Zapata, es que la población escuche de primera mano la filosofía del Partido Republicano de ellos mismos y no como el otro partido, el Demócrata, los quiere “describir y desacreditar”.

Para demostrarlo, deberán primero crear un verdadero impacto en las comunidades hispanas del estado.

El Partido Republicano de Texas acordó, en su convención estatal hace pocos meses, incluir en su plataforma un programa de trabajadores huéspedes como solución al dilema de la inmigración indocumentada. De acuerdo a Zapata, es una medida acertada porque demuestra que el partido está consciente del potencial de la población hispana y de sus necesidades próximas.

Mayoría

Hace unos meses, el presidente del Partido Republicano, Steve Munisteri, ya se había pronunciado al respecto, sobre incursionar en todos los niveles para capturar a esa población que crece de forma acelerada.

“Pero ojo, no se trata solamente de identificar a esos grupos, si no lo que es importante y vital es la persuasión, el poder de convencimiento y no detenerse hasta lograr que ellos crean en nuestro partido y en nuestros valores políticos”, señaló.

Munisteri cataloga ese impulso como vital, porque de lo contrario, el dominio que su partido ha logrado a nivel legislativo se habrá esfumado.

“Si podemos atraer al voto hispano, entonces seguiremos con la hegemonía republicana en Texas o la perderemos”, advirtió Munisteri.