Inicio Moda Él siempre a la moda

Él siempre a la moda

COMPARTIR

El seleccionar una camisa que se vea bien puede ser un calvario con los nuevos cortes. Sin embargo es cuestión de conocerlos bien. #MODAPAPÁ

Por Iris Márquez

Lejos están los tiempos en que los hombres podían decir que el vestirse era un cuestión muy fácil. Sólo se necesitaba una camisa blanca, y zapatos y pantalones de color negro.
Ahora resulta que al comprar esa camisa blanca que no debería presentar problemas en la operación para adquirirla, como lo sería el tomar la camisa y pagarla en la caja, ahora se topa con otras especificaciones más complicadas que considerar, además de la talla.

Si inspecciona a fondo las etiquetas descubrirá que debajo de la propia marca (esa que normalmente provoca picazón) se cose un pequeño pedazo de tela que, para su sorpresa, es diferente en todas sus camisas y presenta unas palabras extrañas: regular fit, tailored fit, custom fit, slim fit o superslim fit, las cuales pueden ser un verdadero infierno si no se toman en cuente. Y es aquí donde se encuentra la respuesta a por qué las camisas no le sientan como usted pensaba que le iban a quedar (y por qué en los establecimientos hay tantas camisas blancas, porque no son todas iguales).
Estos cortes son inventos que añaden infinidad de posibilidades existentes para, gracias a la ropa, ocultar todos aquellos pequeños defectos que nos atormentan cada día, y por supuesto, aquí no entra en juego la camisa, sino su corte, que es lo que precisamente se rotula en esas etiquetas de las que hablamos.
El problema entonces reside en diferenciar entre todas estas definiciones, porque aunque a usted le parezcan todas iguales, no todas las camisas lo son debido a su desigual corte, el cual se adapta al cuerpo y figura de cada quien.

Los diferentes tipos de camisa:

Regular fit
•    Se trata generalmente de lo que conocemos como corte recto. Son las más cómodas, la sisa es amplia y el ancho de la manga estándar. La tela cae recta de la sisa hasta el final de la camisa.
•    Qué esperar de ella: La típica camisa que no falla. La que sirve para cualquier tipo de cuerpo.

Tailored fit
•    Como su propio nombre indica, imita el corte de una camisa hecha a medida, por un sastre (tailor), bien encajada pero sin apretar.
•    Qué esperar de ella: La sisa y la manga mantienen el ancho del regular fit, así conserva comodidad y  libertad de movimiento, se estrecha en el tronco.

Custom fit
•    Aquí, la cosa se sigue estrechando. Mantiene el largo de la camisa, pero todo se reduce: sisa, ancho de manga, contorno de pecho y tronco con el fin de resaltar la figura masculina.
•    Qué esperar de ella: La gente delgada y alta se sentirá cómoda dentro de este corte.

Slim fit
•    El pecho se estrecha y el tronco se acorta. Además, la sisa y el ancho de mangas seguirán siendo ceñidos. Es una custom fit, tirada debajo del pecho de ella hacia arriba.
•    Qué esperar de ella: Gracias a su corte, le hace parecer mucho más fornido.

Superslim fit
•    Lo anterior pero llevado al extremo.
•    Qué esperar de ella: La gente menuda encontrará en este corte a su mayor aliado. Encaja en los hombros y recorre el cuerpo pegado a él como si se tratase de una segunda piel. Visualmente, los hombros se multiplican por 10 y las caderas se estrechan.

Si es peso completo… ¿Qué usar?
•    Las tallas extra grandes existen para los tamaños de cuerpo con los que no encajan los demás cortes, pero es común que un regular fit esté adaptado para esos casos. Busque una camisa con este corte en el tamaño deseado.